miércoles, 17 de julio de 2019

Here comes the sun...

Y como si nunca hubiera sido invierno, ni primavera... llega el verano. Lleno de grandes maravillas y terribles inconvenientes. El placentero efecto del sol, sus beneficios, nuestra evidente necesidad de exponernos a la luz solar... El daño de la radiación, la aparición de manchas, reacciones adversas a medicamentos, alergias, quemaduras... Como bien es sabido, nunca puede tenerse todo.

Sin embargo me posiciono ferozmente ante la posibilidad de poder disfrutar del sol y no pagar el caro precio de sus daños. La clave es, sin duda la constancia y un sopesado proceso de elección de productos para la protección solar. Es muy sencillo llegar a la playa, quitarnos la camiseta, ponernos un poco (bastante poco generalmente) de protección solar y pensar: "Bueno, yo ya lo he hecho todo..." Nada de eso. La clave como os digo, es la constancia. Aplicar la protección solar en los tiempos y cantidades adecuadas y además, sabiendo que es la que mejor nos va. Nadie nace sabiendo pero, oye mira lo mismo puedo echarte un cable con eso de elegir. Lo de la constancia ya es cosa tuya.

¿Qué protección me compro?
Lo primero, ten muy presente que la protección que debes comprarte es la que te guste. No vale eso de "la mejor es esta" o aquello de "huy... mi prima dice que me compre esta otra". De la misma manera que cuando nos sentamos plácidamente en una terraza y se acerca la camarera y nos pregunta: "¡Hola chicos!, ¿qué os pongo?" Tenemos muy claro que lo que sea que vamos a pedir, es porque nos apetece. Nadie tiene que elegir por nosotros si tenemos la posibilidad de elegir. Pues con la cosmética de elección activa (término que me atrevo a acuñar para ese tipo de cosmética que compramos y usamos con un fin práctico más allá de la estética, el ocio o el placer, pues persigue un fin cercano a la salud o la preservación de la misma) pasa igual. Nosotros decidimos qué queremos, en función de nuestra necesidad.

Pongamos un ejemplo: Hola, tengo 30 años, soy un chico súper dinámico, que voy todo el día de acá para allá en mi patín eléctrico y con suerte me acuerdo de llevar una botella de agua en mi mochila, para beber de vez en cuando. Paso bastante tiempo al aire libre, a casi cualquier hora, incluso en esas donde el asfalto podría hacer que me derritiera. Pero mi ritmo de vida manda y yo no puedo, ni quiero parar. En lo que llevamos de verano me he quemado dos veces la nariz y he empezado a notar pecas y marcas que juraría no tenía el año pasado por estas fechas. ¿Qué estoy haciendo mal? o mejor dicho, ¿qué no estoy haciendo?

Bueno, ¿alguien se identifica? Al menos en eso de "¿qué no estoy haciendo bien?". Es evidente que por mucha prisa que tengamos o por mucha que sea la carga de trabajo de nuestra jornada, el sol ni se esconde para nosotros ni irradia menos. La clave somos nosotros mismos y nuestra capacidad para encontrar el equilibrio. En este caso concreto no hay duda. Nuestro amigo necesita una protección solar tan rápida y dinámica como él. Un spray transparente de efecto no graso, que se aplique fácilmente sin manchar ni dejar trazas blancas en su probable e increíble barba hipster. Por dar datos podría recomendarle el Spray Transparente con SPF 50+ de Isdin, que le dará holgadamente 2 horas de máxima protección y que podrá reaplicar en cualquier lugar, incluso en un semáforo. Si queremos un efecto matificante porque nuestro chico "non-stop" tiene la piel mixta o grasa, le recomendaremos la Bruma Facial de Anthelios con SPF 50+ efecto mate, que es brutalmente perfecta por tamaño y eficacia para llevarla en la mochila o en el bolso. No hay excusa para no estar fotoprotegido.

Si pulsáis sobre los enlaces de los productos podréis tener un ejemplo de varias webs que los venden y algunos precios de referencia. Como siempre intento trasladar en mis posts, el mercado es muy libre, muy variable y muy loco a veces, por lo que mis sugerencias son solo eso, puntos de partida para que seáis vosotr@s mism@s quienes os lancéis al increíble mundo de las compras de cosmética por internet. Sin probar físicamente los productos y sin tener la opción de decidir si nos gusta o no ese acabado, esa textura o ese color, me queda deciros que aquí la que os habla está encantada de daros toda la información posible con la que pueda contar, para ayudaros a conseguir ese arduo objetivo: hacer un pedido online, que llegue a casa pronto y cuando lo abres y lo usas te des cuenta que... LO HAS PETADO.

Así que, si este verano estáis aburridos y os apetece dejar alguna consulta/duda/cualquier cosa en este blog, estaré encantada de ayudaros y con suerte, incluso encontrar la respuesta que buscabais.

Coleguis... dejaros de plamplinas y poneros protección solar. Nuestro cuerpo, nuestra piel es como ese precioso papel de regalo con burbujas por dentro que nos envuelve y protege, que importa y forma parte del todo, que no tiene que ser superficial si desde dentro lo sentimos como muy nuestro.

Love&Sun 

jueves, 13 de septiembre de 2018

The Abnormal Beauty Company = The Ordinary Skincare

The Abnormal Beauty Company :p


Hoy quiero hablaros de:
@theordinary.skincare #theabnormalbeautycompany 

Definitivamente me gustan casi todos los productos que tengo de esta marca y he usado o tengo al y uso. Por eso podréis ver que las fotos son de envases que no están perfectos, algunos ya tienen las etiquetas un poco deterioradas y es consecuencia precisamente de haberlos usado. 

Como son varios los que pongo a análisis en esta entrada de hoy, voy por partes: 

1) AHA 30% BHA 2% Peeling solution: 

Un exfoliante facial con alfa hidroxiácidos que se usa en seco para luego enjuagar y va genial!!!!! Recomendado 🔝🔝🔝 Se aplica con la piel seca (este detalle es muy importante), de lo contrario la fórmula no resultará ni efectiva ni agradable. 


2) Lactic acid 5% HA 2% solución tipo peeling que se aplica de noche y ayuda a unificar el tono. Es de acción media/suave y siempre requiere protección solar de día. No es el producto que más me ha gustado pero en pieles sensibles puede ser buena opción. No se enjuaga como el anterior, pero recomiendo lavar el rostro con agua al despertar, para eliminar restos. Es interesante en épocas como la que se avecina, tras el verano, para unificar el rostro y cerrar poros. Es para todo tipo de pieles, porque no debe usarse solo. Las pieles más secas deben complementar con sus tratamientos habituales tras haber aplicado esta solución.



3) Granactive Retonoid 2% emulsión es un tratamiento tipo serum con retinoico que iguala tono, reduce poros y líneas de expresión y se usa después del serum habitual o en su lugar y antes de la crema, siempre de noche. Me encanta. Va genial. Lo recomiendo. Requiere protección solar mientras se use. Es posible en pieles con tendencia al acné (este producto no es para el acné) que se genere un brote tras los primeros días. Es un efecto característico del retinol y sus derivados, por lo que debéis estar advertid@s.





4) High Spreadability Fluid Primer es una prebase para antes del maquillaje. Es aceptable. Pero su envase en cuentagotas dificulta su aplicación porque no es líquido sino gel. Aceptable. No es una base correctora, solo permitirá que el maquillaje que unificado y no genere zonas de más pigmentación o acumulación, quedando cuarteado. 




5) Vitamina C Suspension 23% HA Spheres 2% no acuosa pero estabilizada. Esta emulsión de vitamina C es interesante pero no termina de gustarme la sensación que las esferas dejan en la piel. La he usado mucho y no es grasa, pero no me gusta cómo queda el maquillaje encima. Tal vez porque al no ser acuosa la sensación queda sobre la superficie de la piel durante bastantes minutos. La veo más adecuada si lo que vas a usar son unos polvos ligeros o corrector y colorete y poco más. 



6) 100% Plant Derived Squalane es un aceite 100% con escualeno vegetal, y como aceite que es nutre e hidrata en las pieles secas o en las mixtas en las zonas más secas (frente, cuello, papada). Me gusta, se absorbe bien, permite disfrutar de las propiedades del escualeno 💚 Es de los productos que jamás hubiera comprado su si precio hubiera sido mayor porque me resisto a los tratamientos con presentaciones oleosas, pero The Ordinary invita a arriesgar y descubrir, porque sus precios son súper asequibles (y tentadores). Disculpad que la etiqueta esté un poco dañada por el propio aceite pero, el uso genera estos "daños colaterales". 




7) Y por último Salicylic Acid 2% Solution, es una solución con salicílico a baja concentración para imperfecciones, granitos, etc. La verdad es que no he notado gran efecto porque estoy acostumbrada a concentraciones más potentes; pero para pieles sensibles o como primeros contactos con productos de este tipo en pieles jóvenes lo veo genial. Como podéis observar es más pequeño porque su uso es localizado sobre las imperfecciones y no en todo el rostro, como los anteriores.




Estos son mis productos de @theordinary.skincare y en general los considero geniales. Sus precios rondan entre los 9 y 6 euros y todavía me quedan algunos que probar por lo que os los recomiendo!!!!!!! ❤❤❤❤️ #theabnormalbeautycompany #cosmetics #beautytips #loveyourskin #lovecosmetics #cosmetic 


lunes, 20 de agosto de 2018

"Tu piel morena sobre la arena... la la la laaaaaa... "


Broncearse o no broncearse. 
A ser posible sin quemarse.
Usando en todo momento protección solar.
Y sin olvidar, hidratarse hasta el final.

No rima ni es poesía pero, este proceso cuando está mal hecho se convierte en un verdadero "poema" y las consecuencias son por desgracia, un clásico conocido por todos: quemaduras, tono cangrejo y el efecto serpiente mudando la piel. Todo a evitar, sobre todo porque haciéndolo bien, no tiene porqué ser un problema.

Lo primero: Dime qué piel tienes y te diré cómo te broncearás.

Que duda cabe que, las pieles más claras no pueden alcanzar un grado de bronceado excesivo, entre otros motivos porque no es posible ni tampoco necesario. Los fototipos a grandes rasgos podemos clasificarlos como sigue:



Los fototipos 1 y 2, los más claros, necesariamente no pueden broncearse hasta alcanzar tonalidades cercanas a los fototipos 3 y 4, sin embargo, si presentan pigmentaciones congénitas como pecas, si pueden oscurecerse y generar un ligero efecto más bronceado, pero lo aconsejable sería emplear polvos de sol en tonalidades doradas claras (nada de tonos terrosos ni anaranjados).

Para los fototipos 1 y 2 emplearemos siempre protección alta (SPF 50 o SPF 30) y no es aconsejable aplicar aceleradores del bronceado que no lleven protección solar. Aprovecho para recomendar un protector solar que personalmente me encanta y ayuda un poco en estos casos:


Este protector solar SPF 50 de Australian Gold, además de ser una loción fluida que huele a frutas tropicales, lleva un concentrado de café infusionado que tiene la capacidad de oscurecer la piel, a modo de autobronceador natural. No mancha la ropa si dejas que se absorba completamente antes de ponerlo en contacto con prendas o ropa de baño clara. Lo podéis encontrar en un rango de precios desde 12 a 20 euros aprox. Pero muchos establecimientos suelen hacer promociones, con ofertas 3x2 o descuentos del 50% en la segunda unidad. 

Los fototipos 3 y 4 por tener una mayor capacidad para broncearse no deben descuidar la protección solar, que os recuerdo a fin de cuentas, nos protege en la medida de lo posible, de los efectos dañinos de las radiaciones solares. No usar protección solar en estos fototipos ocasiona generalmente la aparición prematura de manchas, arrugas y en general, se acelera el envejecimiento de la piel. En estos fototipos cuadra bien el siguiente producto:

Se trata del protector solar en spray textura gel de Australian Gold con un intensificador del bronceado que, sin descuidar el factor de protección, en este caso SPF 30, ayuda a conseguir un tono más dorado en la piel. Se absorbe con mucha facilidad y como todos los de la gama, huele de maravilla a frutas y flores tropicales. Nuevamente su precio en el margen del producto anterior, entre 12 y 20 euros. 

Para los fototipos más oscuros, 5 y 6 es importante mencionar que, en el caso del fototipo 5 aunque se quema con dificultad, si puede sufrir los efectos nocivos de la radiación a corto plazo, por lo que se recomienda el uso de protección solar SPF 20 al menos (preferiblemente del 30). Para el fototipo 6 existen diversas opiniones sobre si deben o no usar protección solar, estas últimas poco fundamentadas ya que, pigmentación a parte, se trata de piel y el efecto de la radiación es sin duda dañino sin protección. Se aconsejan protectores solares transparentes, que no generen trazas blancas y resulten cómodos y cosméticos a la hora de aplicarlos. El SPF debe estar al menos entre un 10 o un 20, siempre y cuando sea reaplicado cuando corresponda (cada 10 o 20 minutos). En cualquier caso, un SPF 30 con un intervalo de reaplicación de 30 minutos puede resultar más cómodo y llevadero, en general. 


Reaplicar es triunfar.

De nada sirve si tenemos el protector solar adecuado a nuestro tipo de piel si no sabemos aplicarlo correctamente. En primer lugar, recordaros que la cantidad que aplicamos es sumamente importante y determina que el protector sirva o no sirva. Os dejo un sencillo gestual en estas dos imágenes que resumen perfectamente esta información:






Y como paso final dentro de la rutina del bronceado, recordar que la hidratación de la piel es básica, tanto a nivel tópico, como a nivel interno, bebiendo agua preferentemente. Dentro de los productos que me gustaría recomendaros hoy, ya que me he decantado por la gama Australian Gold, os muestro un aftersun que desde mi punto de vista es estupendo, no sólo por su textura y perfume, sino por su excelente capacidad para intensificar y prolongar el bronceado, incluso en los fototipos más claros.



Rico en aloe vera y vitamina E, ayuda a la piel a recuperarse tras la exposición solar, hidrata las capas superficiales con una textura de fácil absorción y deja un agradable perfume tropical. Como el resto de productos de la gama, su precio ronda los 12 - 20 euros y en el caso del aftersun podemos encontrar envases más grandes, con dosificador.


Para disfrutar del sol con responsabilidad, resumimos:
- Conozcamos cuál es nuestro fototipo de piel y usemos productos adecuados.
- Reapliquemos la protección solar en el intervalo de tiempo correcto según el SPF.
- Hidratémonos por dentro, bebiendo mucha agua y por fuera, con un buen aftersun.




Si queréis hacer alguna consulta o necesitáis información sobre algún producto, no dudéis en preguntarme en los comentarios o enviarme vuestras dudas a consultas@blogdecosmetica.com

¡Buen día a tod@s! Y ya sabéis por donde estoy... :)

María Herruzo